Compartir con :Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

25nParte de la defensa de los presuntos agresores de la violación múltiple en los Sanfermines 2016 ha consistido en desacreditar a la presunta víctima, por el simple hecho de haber seguido viviendo con ‘normalidad’, una normalidad que no deja de ser subjetiva y que nos genera algunas preguntas:

¿Qué estereotipos acompañan a las víctimas de cualquier manifestación de violencia machista? ¿Qué características se supone que debe tener la víctima ideal? ¿Tan sólo un testimonio cuyo comportamiento encaje con el imaginario colectivo debe ser creíble?

Puedes leer la reflexión entera que hemos hecho: Derecho a vivir